Cinco maneras de identificar un posible ahorro de agua en sus instalaciones

Puede estar desperdiciando agua, tiempo y dinero sin saberlo

Hombre con un equipo de protección amarillo completo, que incluye una capucha, una máscara y guantes, utilizando una manguera para pulverizar agua en la parte inferior de una banda transportadora ThermoDrive y su transportador

Tanto si se trata de una iniciativa de sostenibilidad crucial en sus instalaciones como de un problema que todavía no es prioritario, tomar medidas para aumentar la eficiencia en el consumo de agua ofrece importantes beneficios a los productores de alimentos.

Desde una perspectiva del ahorro de costes, el agua puede parecer barata. Sin embargo, teniendo en cuenta la energía necesaria para calentarla, los productos químicos necesarios para el tratamiento y los costes de eliminación, el agua puede convertirse en un recurso caro que desechar en su planta.

Evidentemente, el ahorro de agua conlleva muchas otras ventajas. Reducir el impacto medioambiental de sus instalaciones, conservar la energía necesaria para extraerla, tratarla y distribuirla, y demostrar la responsabilidad social corporativa son algunos motivos más para utilizar el agua de forma eficiente.

Para comprender qué pueden hacer los procesadores para reducir el consumo de agua, recurrimos a Kevin Guernsey de Intralox y Roger Scheffler de Commercial Food Sanitation. Ellos han visitado cientos de plantas de procesamiento de alimentos para consultar a los clientes sobre la mejora de la eficiencia operativa. En este artículo, nos centramos en cómo reducir el consumo de agua durante la higienización en entornos de limpieza en húmedo.

Aquí tiene cinco preguntas que puede hacer sobre sus instalaciones y que pueden ayudarle a descubrir oportunidades para ahorrar agua.

N.º 1: ¿Sus transportadores tienen un buen diseño higiénico?

La limpieza de un transportador implica mucho más que la banda. Por ejemplo, los transportadores con un diseño abierto y elevadores de banda integrados se pueden limpiar de forma más fácil y rápida, lo que ahorra agua.

“Con un transportador con un diseño deficiente, el personal suele retirar las bandas solo para limpiar los sistemas”, afirma Kevin Guernsey, director de I+D global de productos modulares de plástico FoodSafe de Intralox. “He visto a los equipos de higienización llenar estos enormes contenedores para empapar las bandas, que utilizan una tonelada de agua. Sin embargo, con los transportadores que ofrecen una mejor accesibilidad, sus bandas y sistemas se pueden limpiar de forma eficaz en la línea”.

Si este proceso, o alguno similar, se desarrolla de forma rutinaria en sus instalaciones, considere la posibilidad de pasarse a transportadores de diseño higiénico siempre que sea posible.

N.º 2: ¿Sus transportadores tienen instaladas las bandas correctas?

Cuando un experto de Commercial Food Sanitation (CFS), una empresa de Intralox, acompañado de un gerente de cuentas de Intralox, presentó las bandas ThermoDrive a un procesador de productos cárnicos de Irlanda, resultó ser revelador. Al parecer, su material termoplástico homogéneo tenía un mejor diseño higiénico, no tenía bisagras y era más fácil de limpiar. Al comprender que la tecnología ThermoDrive era una buena opción para su aplicación, además de ahorrar tiempo y agua durante la higienización, el procesador instaló las nuevas bandas.

“Comentó que podía reducir el tiempo de limpieza de todo el transportador en un 50 %”, explica Roger Scheffler, especialista en seguridad alimentaria de CFS.

Aunque otros materiales de banda presentan una acumulación visible de grasa tras horas de producción en una planta de procesamiento de carne de vacuno, Intralox PK, la última sección de la banda, muestra muy pocos residuos.

Guernsey recuerda las primeras pruebas realizadas con un nuevo material de banda que Intralox estaba introduciendo: la PK (policetona). Aunque el acetal y otros materiales de las bandas modulares de plástico (MPB) mostraron una importante acumulación de productos, la PK resistió las salsas y las grasas pegajosas. “Las bandas y los materiales con mejor liberación de producto requieren menos agua para limpiar”, afirma. “Le ofrece una ventaja al equipo de higienización”.

N.º 3: ¿Su equipo de higienización trabaja de manera eficiente?

Cuando Scheffler visita una planta para realizar una evaluación, una de las muchas cosas que mira es la gente. ¿Cómo están organizados? ¿Están esparcidas? ¿Están trabajando en la dirección del flujo de productos alimentarios? ¿Con qué herramientas cuentan?

“Con los chorros de agua de alta presión y acción mecánica que se suelen utilizar, es fácil pulverizar y salpicar otras líneas, lo que vuelve a contaminar los transportadores que se acaban de limpiar si el personal no está bien organizado”, comenta Scheffler. ¿El resultado? Es necesario volver a limpiar, lo que añade un consumo innecesario del agua.

Las bandas y los materiales adecuados resisten la acumulación, liberan más producto y permanecen más limpios durante la fabricación, lo que permite a su equipo de higienización ahorrar tiempo y agua.

Kevin Guernsey
Kevin Guernsey
Director de I+D global de productos modulares de plástico FoodSafe de Intralox

N.º 4: ¿Los sistemas fijos de pulverizador cuentan con la monitorización, el mantenimiento y los controles adecuados?

“El año pasado o en los dos últimos años”, dice Guernsey, “me hicieron más preguntas sobre los sistemas de limpieza incorporados (CIP) que en la última década”. Este creciente interés suele estar asociado con el objetivo de automatizar más procesos de limpieza debido a la escasez de mano de obra.

Sin embargo, el uso inadecuado de los sistemas fijos de pulverizador (también llamados CIP) es otra área en la que el agua se suele desperdiciar en las instalaciones de producción de alimentos.

Si se utilizan correctamente, estos sistemas ayudan a eliminar los residuos de productos enjuagando las bandas a medida que giran, lo que permite a los responsables de higiene realizar otras tareas de limpieza. Sin embargo, nuestros expertos han visto al personal darse la vuelta y dejarlas en funcionamiento mucho más tiempo del necesario, lo que desperdicia grandes cantidades de agua.

“Lo mejor es cuando estos sistemas se controlan de manera automática”, señala Guernsey. “Por ejemplo, configurando temporizadores en el sistema para que no tengan que ser monitorizados tan de cerca”.

Consejo del equipo de Intralox: ayude a sus responsables de higiene a adoptar un enfoque sistemático recomendándoles los siete pasos de higienización para la limpieza en seco y en húmedo.

Para aquellos que utilizan sistemas CIP en transportadores en espiral, Scheffler insiste en que no deberíamos presuponer que funcionan a la perfección. “Por lo que he visto, cuanto mayor es el nivel de automatización que hay en una espiral, mayor es el riesgo de dejarlo todo a expensas de los sistemas CIP. Cuando eso sucede, la probabilidad de que se desperdicie agua es enorme”.

Una vez vio a un cliente polaco encender el sistema CIP de su espiral y pasar a otra cosa. Escéptico de que funcionara correctamente, Scheffler investigó y encontró varios problemas. El sistema CIP no solo estaba en la ubicación incorrecta, sino que no entraba detergente en espuma a través de las boquillas porque la mayoría de ellas estaban obstruidas. Como resultado, las bandas de la espiral se mojaban parcialmente, pero no se limpiaban.

“Esto es algo que vemos cuando los clientes confían demasiado en las instalaciones de sus OEM”, afirma Scheffler. “Aunque los OEM conocen muy bien sus propias máquinas, no están especializados necesariamente en sistemas de limpieza”.

N.º 5: ¿Está adoptando un enfoque sistemático de la limpieza?

Después de seguir el consejo de Scheffler sobre la limpieza adecuada de su transportador de tres pisos, un procesador de productos avícolas de Turquía informó de una reducción notable del tiempo de limpieza y del consumo de agua. ¿Cómo? Siguiendo los siete pasos de higienización.

“Todavía vemos que muchas personas no siguen el enfoque secuencial correcto durante el proceso de limpieza”, comenta Scheffler. “Pero quienes siguen las pautas, que incluyen pasos para la correcta eliminación de residuos, trabajar de arriba abajo, los puntos que examinar, etc., están dando a sus plantas la más alta probabilidad de reducir el tiempo de limpieza y ahorrar agua”.


Trabajadora con gafas, redecilla para el pelo y otro equipo de protección utilizando una linterna para examinar la parte inferior de una banda transportadora ThermoDrive

Centro de recursosSiete pasos de higienización

Descargue, imprima y publique estos folletos en su planta para ayudar a su equipo a comprender mejor nuestras recomendaciones para la higienización en seco y en húmedo.

Bandas modulares de plástico (PDF, 2 páginas)

Tecnología ThermoDrive (PDF, 2 páginas)


Noticias y Perspectivas